La solución al alto costo de los combustibles no se logrará con una modificación a la Ley de Hidrocarburos a menos que se disminuya el impuesto selectivo, lo que sería improcedente porque complicaría la situación fiscal del Gobierno, en opinión del exministro de Economía, Planificación y Desarrollo, Juan Ariel Jiménez.

Indicó que los precios de los hidrocarburos son determinados por varios factores entre los que se destaca la tasa del dólar y el costo del petróleo en los mercados internacionales.

Al referirse al anuncio que hizo el presidente Luis Abinader  en su discurso del 27 de Febrero, de que someterá al Congreso un proyecto de ley para modificar la Ley de Hidrocarburos, Jiménez consideró que para lograr ese objetivo no basta con una iniciativa legislativa.

“Como el Gobierno ha dicho que va a recortar el gasto en otras áreas, habría que ver si esa modificación de la Ley de Hidrocarburos, efectivamente se va a traducir en una rebaja en los precios o si por el contrario será una de las tantas promesas que se dejan de cumplir”, dijo el ex funcionario.

Tras esas puntualizaciones, Jiménez aclaró sin embargo que augura éxitos a la actual gestión administrativa porque el PLD está dispuesto a apoyar cualquier proyecto que beneficie al pueblo dominicano como parte de una oposición responsable.

Jiménez explicó que los precios de los hidrocarburos son determinados también por el índice de costos al consumidor y que el Gobierno sólo podría tener incidencia en los márgenes de intermediación y los impuestos selectivos.

Al comentar otros aspectos del discurso de rendición de cuentas al jefe de Estado, el ex ministro de Economía dijo que Abinader omitió temas de importancia capital como la creación de empleos y el control que debe establecerse sobre los precios de productos básicos de la canasta familiar.

Sostuvo que la falta de creación de puestos de trabajo es la principal debilidad de la economía dominicana en este momento, por lo que el mandatario debió contemplar se vital punto en sus planes para enfrentar la crisis económica provocada por la pandemia del Covid-19.

Al igual que Jiménez, el expresidente Leonel Fernández considera que la reforma de la Ley de Hidrocarburos no influiría en la disminución de los precios de los combustibles, debido a que el alza se produce por factores externos que están totalmente fuera del control de las autoridades nacionales.

Fernández sostuvo que si el Gobierno se decide a bajar el impuesto que se aplica a los combustible, entonces no contaría con los recursos necesarios para pagar los compromisos crediticios con la deuda externa.

- Publicidad -

Deja un comentario