El Ministerio Público decidió este sábado libertad pura y simple para el expelotero de Grandes Ligas, Miguel Batista, debido a que el imputado no representa peligro de fuga y la querella infundada en su contra no tiene méritos para prosperar en justicia tras ser denunciado por su expareja de maltrato sicológico.

El tribunal quedó debidamente edificado y entendió que carecía de pruebas para que se le diera prisión preventiva.

- Publicidad -

Deja un comentario