NUEVA YORK._ La reciente investigación global sobre cuentas secretas bancarias en bancos de El Caribe, Europa, Estados Unidos y Asia, hecha por docenas de periodistas alrededor del mundo con el apoyo de 150 medios de alta credibilidad, reveló que el ex vicepresidente de la República Dominicana ingeniero Carlos Morales Troncoso transfirió en transacciones offshore (fuera de la costa) decenas de millones de dólares de un banco en isla Caimán a bancos de Dakota del Norte, estado de Estados Unidos que se ha convertido en un paraíso fiscal para quienes esconden sus fortunas.

El reporte publicado esta semana sostiene que los registros de 2019 de los bancos donde ahora la familia heredera de la inmensa fortuna amasada por Morales Troncoso tiene la cuenta secreta, y cita también al presidente Luis Abinader quien aclaró públicamente sus transacciones con el pago de los impuestos correspondientes.

El informe asegura que Morales Troncoso decidió mover su fortuna después que en las Bahamas legisladores comenzaron a apoyar la aprobación de una ley de transparencia bancaria para desbloquear el secreto bancario.

“Meses después, un documento confidencial indicó que la familia del ex vicepresidente de la República Dominicana, Carlos Morales Troncoso, había abandonado las Bahamas como un santuario al que acudir para asegurar su riqueza”, refiere la investigación.

“Para su nuevo refugio, eligieron un lugar a 1.600 millas de distancia: Sioux Falls, Dakota del Sur”, explica la investigación.

“La familia estableció fideicomisos en Dakota del Sur, según muestran los registros filtrados, para deshacerse de varios activos, incluidas las acciones que tenían en una empresa azucarera dominicana”, sostiene el reporte.

Los responsables de la divulgación dijeron que intentaron contactar varias veces a los familiares herederos de Morales Troncoso pero no recibieron respuestas.

Ese tipo de transacciones se hace en los bancos con el secreto más hermético del mundo debido a que son fortunas que evaden los impuestos, lavan miles de millones, es dinero sucio o producto de negocios turbios e ilícitos, incluso de políticos, funcionarios corruptos y narcotraficantes.

Las fortunas se depositan a través de sujetos especializados en ubicar los bancos a los interesados que en el Caribe cobran entre $2,000 a $25,000 dólares dependiendo del servicio que hagan, informa la investigación.

En el comentario de entrada los investigadores que hicieron el escarceo entrevistando a los referidos intermediarios, ex funcionarios oficialistas y ex ejecutivos de bancos, asegura que se trata de la investigación más amplia en la historia de esos reportes que supera por mucho a la de “Los Papeles de Panamá” que generó varios escándalos mundiales.

“Papeles de Pandora” indica que además de Dakota del Sur, enormes fortunas se están depositando en bancos de otros estados como Delaware y Alaska.

Entre los medios participantes en la investigación figuran The Washington Post, The Guardian, BBC, Radio France, Oštro Croatia, Indian Express, The Standard de Zimbabwe, Le Desk de Marruecos y Diario El Universo de Ecuador.

“Se necesitaba un equipo global porque los 14 proveedores offshore que son las fuentes de los documentos filtrados tienen sus oficinas centrales en todo el mundo, desde el Caribe hasta el Golfo Pérsico y el Mar de China Meridional”, explicaron los investigadores de “Pandora Papers”.

PERFIL DE MORALES TRONCOSO

Carlos Alfredo Miguel Morales Troncoso nació el 29 de septiembre de 1940  y murió el 25 de octubre de 2014.

Se graduó de ingeniero químico y se convirtió en uno de los  políticos dominicanos de más influencia especialmente en los gobiernos de Joaquín Balaguer, siendo electo vicepresidente de la República (1986-1990 y 1990-1994), y luego de la muerte de Balaguer asumió la presidencia del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC).

Era hijo de Eduardo Morales Avelino y de Altagracia Troncoso Sánchez (hija de Manuel de Jesús Troncoso, presidente de 1940 a 1942, durante la era de Trujillo).

Se casó con Luisa Alba, con quien tuvo 4 hijas, Nicole, Ivette, Michele y Cecile y 11 nietos.

Obtuvo los grados en dos disciplinas: ingeniería química y ingeniería del azúcar de la Universidad Estatal de Luisiana (Louisiana State University, LSU), en 1962 y 1963, respectivamente, y en 1982 se adjudicó un doctorado honoris causa en humanidades de la Universidad de Chicago, (Chicago University).

Dentro de su labor en la industria azucarera, desarrolló una ardua y notable participación en la Gulf and Western Americas Corporation, más tarde Central Romana Corporation, de la cual fue presidente y formó el Consejo Estatal del Azúcar de la República Dominicana, el cual dirigió desde su presidencia.

Fue miembro de la Junta Monetaria de la República Dominicana antes de convertirse en vicepresidente.

Miguel Cruz Tejada

- Publicidad -

Deja un comentario