El laboratorio estadounidense Pfizer confirmó el miércoles que dosis sospechosas de su vacuna anticovid, decomisadas en México y Polonia y que eran vendidas por hasta 1.000 dólares la unidad, eran falsas.

“Pfizer ha identificado versiones falsas de su vacuna contra COVID-19 en México y Polonia”, señaló la empresa en un comunicado, e indicó que trabaja con gobiernos, proveedores y personal sanitario “para combatir este comercio ilegal”.

Una fuente de la Secretaría de Salud del estado mexicano de Nuevo León (norte) aseguró este miércoles a la AFP que 80 personas fueron inoculadas con esa sustancia, pero declinó dar más detalles.

Por su parte, Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud de México y vocero gubernamental de la estrategia contra el coronavirus, dijo este miércoles que no se halló “ningún producto que pudiera afectar” la salud de los estafados.

El gobierno mexicano y las autoridades de Nuevo León anunciaron el decomiso de las falsas vacunas el pasado 17 de febrero en una suerte de clínica “clandestina”, recordó López-Gatell, señalando que varias personas fueron detenidas. El caso es investigado por la Fiscalía.

La sustancia fue hallada en refrigeradores de cerveza y tenían números de lote y fechas de vencimiento falsas, dijeron autoridades mexicanas citadas este miércoles por el diario estadounidense The Wall Street Journal.

En tanto, el líquido en los tubos confiscados en Polonia era una sustancia cosmética, posiblemente una crema antiarrugas, dijo Pfizer.

“Somos conscientes de que en el entorno actual que vivimos -impulsado por la facilidad y conveniencia del comercio electrónico, así como del anonimato que ofrece internet- habrá un incremento en el número de fraudes, falsificaciones y otras actividades ilícitas relacionadas con las vacunas y los tratamientos contra el COVID-19”, advirtió el comunicado.

Caso Sputnik V

López-Gatell comentó que las falsas vacunas eran ofrecidas en redes sociales hasta por 2.500 dólares la unidad y que su promoción fue detectada por la policía cibernética. Pfizer subrayó que “ninguna vacuna legítima se vende por internet”.

The Wall Street Journal (WSJ) reportó más temprano que Estados Unidos, México y otros países han detectado “decenas de sitios web” que afirman de manera fraudulenta vender dosis de Pfizer y del laboratorio estadounidense Moderna.

También este miércoles, el subdirector de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Jarbas Barbosa, advirtió sobre la oferta de vacunas anticovid falsas en Argentina, Brasil y México, considerándolo un “problema” para las autoridades sanitarias y policiales.

Consultado sobre el informe del WSJ, Barbosa dijo: “Sí, hemos recibido información de México, Argentina y Brasil de que se han ofrecido algunas dosis a través de las redes sociales”.

“Los mercados ilegales ofrecen vacunas que probablemente están falsificadas, no son la vacuna real, o tal vez las están robando de un centro de salud y nadie puede asegurar que estén almacenadas correctamente”, declaró Barbosa en rueda de prensa.

“Entonces, claramente es un problema, no sólo para las autoridades sanitarias, sino también para la policía, identificar esta actividad delictiva”, afirmó.

El pasado 18 de marzo, el gobierno mexicano también decomisó un cargamento de supuestas vacunas Sputnik V en un avión privado con destino a Honduras, aunque autoridades rusas aseguraron que eran falsas.

Las 5.775 dosis estaban en una hielera, ocultas entre refrescos, en el aeropuerto del sureño estado de Campeche. Las investigaciones siguen su curso en la Fiscalía, sin detenidos.

México ha recibido desde el pasado 23 de diciembre 19,5 millones de dosis contra la covid-19, de las cuales 8,2 millones de Pfizer y 1,1 millones de Sputnik V

Fuente: https://www.diariolibre.com

- Publicidad -

Deja un comentario