El Banco Central de la República Dominicana (BCRD) informó este domingo que en el mes de septiembre de 2021 las remesas recibidas lograron una cifra de US$829.6 millones, excediendo en US$52.3 millones a las registradas en septiembre de 2020.

El BCRD resalta que este valor sobrepasó en US$262.8, un 46.4 %, a las remesas recibidas en septiembre de 2019, año previo a la pandemia. Indica que, sumados los flujos entre enero y septiembre de este año, las remesas alcanzaron los US$7,861.3 millones, superiores en US$2,011.5 millones que el mismo periodo de 2020, registrando un 34.4 % de crecimiento interanual.

El ente emisor explica que la continua mejoría de las condiciones económicas de los Estados Unidos (EEUU) es uno de los principales factores que sigue incidiendo sobre el comportamiento de las remesas, ya que, desde ese país, donde residen más de 2 millones de personas de origen dominicano, según la Oficina del Censo de EEUU, provino el 84.6 % de los flujos de septiembre.

Específicamente, se observa cómo se ha ido recuperando el empleo en esa nación, especialmente tras la creación de 194 mil nuevos puestos de trabajo en septiembre, lo que resultó en una tasa de desocupación de 4.8 %, un descenso de 0.4 % respecto al 5.2 % de agosto. Particularmente, el desempleo de los hispanos en EEUU pasó a 6.3 % en septiembre de 6.4 % en el pasado mes de agosto.

El BCRD señala que, aparte de EEUU, se destaca la recepción de remesas desde España en el orden de 6.9 %, país que alberga la mayor parte de la diáspora dominicana en Europa. Le siguen Haití e Italia con 1.1 % y 0.9 %, respectivamente. El resto de la recepción de remesas se divide entre países como Suiza, Canadá y Panamá, entre otros.

De los flujos recibidos en septiembre del 2021, las empresas remesadoras captaron el 81.5 %, mientras que las entidades de intermediación financiera canalizaron el 18.5 % de las remesas recibidas por canales formales, superando al 16.9 % observado en el mismo mes de 2020.

Esto sugiere un acercamiento mayor de los agentes económicos a los servicios ofrecidos por la banca, y una mayor inclusión financiera.

El BCRD considera que las perspectivas sobre las condiciones del sector externo dominicano se mantienen positivas, ya que la efectividad del proceso de vacunación en el país, el dinamismo de las remesas, el crecimiento de las exportaciones, más el proceso de recuperación del turismo y los proyectos de inversión extranjera directa que se llevan a cabo en diferentes sectores de la economía, contribuyen con un mayor flujo de divisas al país.

Esto ha permitido mantener la estabilidad relativa del tipo de cambio, de tal manera que en el mes de septiembre la tasa de cambio se apreció un 3.4 % respecto a diciembre de 2020. La institución resalta que este mayor flujo de divisas ha permitido la acumulación de reservas internacionales cercanas a los US$13 mil millones al cierre de septiembre, un 14.1 % del PIB y equivalentes a 7.4 meses de importaciones.

Estas métricas superan los niveles recomendados por el FMI, contribuyendo a que la República Dominicana mantenga una posición externa favorable con perspectivas de obtener un menor déficit de cuenta corriente en 2021, en torno al 1.5 % del PIB.

- Publicidad -

Deja un comentario